Saltar al contenido

Calidad de vida



Estaba hace un tiempo mirando la película de “Patch Adams” y me ha despertado la curiosidad el mensaje que intentaba trasmitir el protagonista. Ponía la calidad de vida de los pacientes por encima de los protocolos y las reglas de un hospital. Mencionaba la importancia de darle valor a cada día y a cada persona por encima del miedo a morir.

“Todos moriremos Truman, nuestro trabajo consiste en aumentar la salud, ¿sabes lo que significa?, significa mejorar la calidad de vida, no sólo retrasar la muerte.

Patch Adams

Retrasar la muerte… Me he quedado con esa frase, ya que creo que nos hemos acostumbrado a hacer lo mismo. Intentamos sobrevivir en este mundo y tener todas nuestras comodidades (o las que nos han metido a la mente que necesitamos), todo esto a cambio de no tener muchos momentos de profunda alegría y relajación.


Cuantas veces he escuchado que, es mejor tener un trabajo seguro y con buenas bonificaciones, a pesar de no gustarnos en lo absoluto. Entiendo que da mucho miedo arriesgarse a buscar algo que nos haga felices y nos haga sentir realizados, pero quiero parafrasear al señor Patch Adams y decir “¿Por qué tanto miedo a morir?”, pero de una manera menos drástica y decir “¿Por qué tanto miedo a arriesgarnos?”.


Yo he tenido mis propios bloqueos, los cuales estoy enfrentando, pero sinceramente no me arrepiento para nada hacer todo esto que me apasiona. Cada minuto invertido en trabajar en todo lo que me hace sentir bien, es un minuto de vida ganado.


Creo que más que intentar vivir muchos años, con comodidades y “seguridad”, es necesario vivir todos esos años con alegría, satisfacción y paz. No importa el trabajo que hagas, ni la cantidad de dinero o lujos que ganes, la felicidad se encuentra dentro de uno mismo. Si la fórmula fuera tan simple como Dinero = felicidad, no existiría ningún rico en depresión. Por supuesto, no estoy hablando en contra del dinero, es un elemento importante en nuestra realidad y debemos aprender a subsistir con nuestros talentos y saber venderlos para encajar en nuestra sociedad, simplemente intento explicar mi reflexión sobre que, muchas veces no compensa sacrificar tantas cosas para obtenerlo.

Si vives de lunes a viernes amargado casi todo el día para tan solo disfrutar de un sábado, creo que hay un gran desequilibrio.


¿Qué propongo?


No soy un pseudo-visionario que te puede decir qué hacer, pero te comparto mis reflexiones para partir desde algún punto, sea el correcto para ti o no.

Mi propuesta es realmente interiorizar en ti mismo y encontrar los motivos por los que haces las cosas.

Digamos que trabajas mucho y te sientes agobiado por ello. Para ello te recomiendo una simple acción; Siéntate en un momento y sitio que te proporcione tranquilidad y escribe esa pregunta y respuesta: ¿Por qué lo hago? Y analiza tu respuesta.


SI trabajas todo el día por el “bien de tu familia” por ejemplo, es una noble respuesta, pero tal vez estamos (me incluyo) obviando muchas cosas, tales como “¿esto es lo que realmente necesita mi familia y yo?” tal vez tu hijo o hija prefieren pasar más tiempo contigo o así tu pareja, más que tener una televisión un poco mayor.

No se trata de volverte ermitaño y dejarlo todo, simplemente equilibrar tu vida y ver qué cosas son realmente importantes.


He descubierto que cuando estás feliz haciendo lo que haces, necesitas muchos menos lujos para sentirte bien (ojo, si puedes permitírtelo, no tiene nada de malo adquirir algo).

Mejora la calidad de tu vida y la de tus seres queridos, por encima de vivir más cómodamente.

La pandemia que estamos viviendo hoy en día ocasionada por el virus COVID-19, nos está mostrando que las cosas pueden cambiar de un día para otro. Así que, mejor vivir por motivos que nos lleven a la felicidad más que a la comodidad.

¡Gracias por leer! Puedes escribir en la sección de comentarios más abajo en este artículo y darme tu visión sobre el tema, lo leeré encantado.

1+
Publicado encambio de vidaCoachingmotivaciónmúsicosNO-músicosreprogramar tu menteseguir tus sueños

Sé el primero en comentar

Puedes opinar sobre el tema